¡lluvia de millones!

Fernando Vivas: “Este gobierno ha sido novato, mediocre y de corto aliento”

El analista comenta en esta entrevista sobre que lo que espera del mensaje presidencial, y sobre otros temas más cinematográficos. (Foto: Raúl García)

Publicado: 2015-07-25
Con más de 20 años como implacable crítico de televisión, Fernando Vivas Sabroso hace tiempo que dio el salto al análisis político sin dejar de lado su filuda y acerada pluma. Escribió primero para la revista “Caretas”, y desde hace más de 15 años publica en “El Comercio”. En esta entrevista comenta sobre que lo que espera del mensaje presidencial, y sobre otros temas más cinematográficos.

¿Qué esperas del mensaje presidencial? ¿Un resumen? ¿Un balance?
Porque será el último mensaje, debiera tener ese carácter.
¿Tú crees que llegue a ser triunfalista?
No, pero va a tratar de subrayar algunas cosas...
¿Qué cosas podría subrayar?
Educación. En su intervención en la reciente Cumbre de la Alianza del Pacífico subrayó ese tema. Le ha tomado algunos años darse cuenta de que ese es un asunto fundamental.
¿Y sus programas sociales?
También. Porque es algo en lo que el gobierno (de Humala) ha acumulado las experiencias anteriores y ha ido un poco más allá. Debiera jactarse de ello. Pero no lo ha hecho. Este gobierno ha sido débil, no solo en operadores políticos y voceros, sino en comunicar cuáles eran sus logros y sus apuestas.
¿Cómo calificarías al gobierno de Ollanta Humala?
Como novato, mediocre y de corto aliento.
¿Qué rol ha ejercido Nadine Heredia?
Negativo. Con el pesar de que, en algún momento, muchos pensamos que podía ser una influencia benéfica por ser más joven, por ser mujer, por ser civil; frente a lo que nos preocupaba: un militar sin mayor formación académica. Esta joven civil, comunicadora de la Universidad de Lima, podía ser una reserva de lucidez, de juventud, de frescura. E incluso una reserva moral, cuando tuiteó “¿tan difícil es caminar derecho?”.
¿Tiene futuro el nacionalismo?
Sí, pero corto.
¿Quién sería para ti el mejor candidato del nacionalismo para el 2016? ¿Urresti?
No. Probablemente para ellos pueda ser un buen candidato. Tengo un rechazo moral frente a él. Para mí, estaría entre Ana Jara o Marisol Espinoza o algún invitado...
¿Como quién?
Alguno de los que vayan surgiendo por allí. Un Rómulo Mucho, un Julio Guzmán. Uno de esos pitufos, que el hambre y la necesidad puedan juntar.
¿Ves a Julio Guzmán con el nacionalismo?
Lo veo con quien pueda.
¿Quién gana el 2016?
Gana el que pueda combinar un mensaje de orden con democracia, con seguridad y con algo de honestidad.
¿Por quién no vas a votar?
Eso lo tengo tan confuso como por quién voy a votar.
¿Tú votarías por Keiko?
No. Sin embargo, se me haría difícil tomar esa decisión si al otro lado estuviera alguien peor que ella. ¿Quién sería peor que ella? Urresti.
¿Y entre Keiko y Alan?
Te lo respondo de esta manera: por quien mejor se limpie de aquí hasta el 2016. Son dos alternativas bastante cochinas, y de aquí al 2016 no solo deben mejorar sus propuestas sino limpiarse y darnos la apariencia de que se han limpiado.
¿Tiene arreglo el Congreso?
Sí tiene arreglo. Pero con presión de la ciudadanía y de otros poderes. Por sí solo, no tiene arreglo.
¿Qué harías con el Te Deum de las Fiestas Patrias?
Yo lo desaparecería, porque creo en el Estado Laico.
¿Cuál es tu opinión sobre el Cardenal Cipriani?
Es muy mala. Cipriani está siendo un lastre no solo para el país, sino para la iglesia católica y hasta para el Opus Dei. No está acompañando el “aggionarmento” en el que está abocado el papa Francisco. Ni siquiera está acompañando al Opus Dei. He visto señales de “aggionarmento” en el Opus Dei con el Papa, pero no lo he visto en Cipriani.
¿Qué piensas de la prensa?
Estamos mal.
¿En qué aspecto?
Somos lo que se merece el poder.
¿Cuál es el principal defecto de la prensa hoy?
Nuestro afán de no dejarnos atrasar por las redes sociales nos lleva a competir en velocidad y en cantidad, cuando de pronto tenemos que marcar la diferencia en calidad.
¿Qué le falta?
Propiciar que la opinión pública se dirija a debates de fondo.
Hablando de televisión, ¿qué le sobra y qué le falta al periodismo televisivo?
Le sobran varios conductores y entrevistadores. Le faltan otros. Le sobran algunas señoras entrevistadoras a las once de la noche, y le faltan algunas señoras y señores en el resto del día.
¿Qué películas han marcado tu vida?
Muchísimas.
Dime algunas…
The Searcher o Más corazón que odio, uno de sus títulos en español, de John Ford. Hay otras, de George Cukor, como Mujeres. Algunas italianas, de Fellini, Monicelli, Dino Risi. Alfred Hitchcock, siempre.
¿Quién es el mejor actor vivo para ti?
Últimamente estoy reconciliándome más con Al Pacino que con Robert de Niro. Los grandes actores que se me vienen a la mente ya están muertos.
¿Y la mejor actriz viva?
Helen Mirren. Me gusta más que Meryl Streep, o que Glenn Close.
¿Qué buena película has visto recientemente?
Leviatán, una película rusa que me gustó. Veo el cine que consigo en Polvos Azules
¿Con qué película lloras cada vez que la ves?
Imitación a la vida, de Douglas Sirk. Es un melodrama de la puta madre.
¿Cuál es tu idea de la felicidad perfecta?
No depender de nada ni de nadie. Trabajar por placer y no por necesidad.
¿Tu gran miedo?
Tener una agonía o vejez con mucho dolor y discapacidad.
¿Cuál es para ti la máxima expresión de la miseria?
Miseria junto con opresión, porque la pura miseria a veces tiene su lado de libertad que me parece interesante.
¿Tus escritores favoritos?
En un tiempo decía Faulkner. Me encanta. Algunos cuentistas, como Raymond Carver. De los latinoamericanos, prefiero a Vallejo que a Vargas Llosa.
¿Qué talento te gustaría tener?
Destrezas deportivas, que no tengo.
¿Cómo cuáles?
Me gustaría correr olas, por ejemplo.

Escrito por

Pedro Salinas

Escribe habitualmente los domingos en La República. En Twitter se hace llamar @chapatucombi. Y no le gustan los chanchos que vuelan.


Publicado en

Después de todo

Un programa conducido por Pedro Salinas